También Puedes hacer

cristian-zeballos-coaching-empresarial-0

DESPERTAR LA CONCIENCIA… ¿EN QUE CONSISTE REALMENTE?


¡Saludos Amigo lector! El tema del Despertar de la Conciencia, sinceramente, es un tema que lo he encontrado muy manoseado. Unos te dicen: “es por aquí”, otros te dicen: “es por acá”. Y es probable que hayas llegado a un punto donde hayas dejado de prestar atención a quienes te hablan del tema porque no encuentras coherencia en los mensajeros, entre el decir y el hacer. Te Brindaré esta semana Mi Visión del tema, que, si bien es Mi Visión y no es la Verdad Absoluta, es producto de cuatro años y medio de Recorrido de Transformación Personal a través de las Enseñanzas Herméticas. Estas son las Enseñanzas Originarias en la Tierra y el Universo, y que nos fueron compartidas por los Dioses en la Antigüedad, así que, si conviene aprender alguna Enseñanza, sin duda esta es la que Encuentro Más Genuina. ¿Te interesa el tema? ¡Acompáñame!


Reza el Templo en Delfos (Grecia) en honor a Apolo: “Hombre, Conócete a Ti Mismo” –y conocerás al Universo y a los dioses, además de otras cosas que menciona-.


En la entrada hacia la Era de Acuario, ha habido, desde hace décadas atrás, mucho del llamado movimiento New Age. Y desde mi punto de vista, muchas de estas cosas son muy decepcionantes. Podríamos pensar que algunas de ellas parecieran estar destinadas, más a que nos perdamos en el proceso, que de que logremos el cometido. Mucho de este movimiento continúa con viejos vicios de la religión tradicional: pone el poder afuera, no te ayuda a reconocerte como ese dios al que se adora –que en estos movimientos lo que cambian es el nombre del personaje-, hablan de “pedir” –como si fuésemos indigentes- recetas que no funcionan sin la genuína base de un Camino del Despertar de la Conciencia, tales como ley de atracción –la que pone lo que deseamos afuera, otro desvío- o un sinfín de técnicas: meditación, mindfullness, yoga, milagros, rituales. Te invito a que no te ofenda si alguna de las cosas que sueles practicar está en esta corta lista. No digo que esté mal practicarlas. Éstas, las pongo como ejemplo, no es algo personal hacia ninguna, lo que ocurre es que observo un común denominador en todas. Como técnicas, todas funcionan, muestran el cómo. Y el Qué, ¿dónde queda?


Otro desvío que encuentro es centrar toda nuestra energía en lo que hace o deja de hacer el otro, de aquí deriva todo lo que hace a las teorías conspirativas, y que en realidad lo que buscan quienes las crean es generar en nosotros miedo para controlarnos, no buscan llevar a cabo lo que dicen que harán. Lo que buscan de nosotros es que les regalemos nuestra energía para ellos facilitarse sus propias creaciones derivando a su favor nuestra energía. Y su eficacia es que creas que algo externo a ti puede hacerte daño. Si realmente creemos de una forma auténtica que nada de eso puede hacernos daño, porque para que lo haga nosotros tendríamos que colaborar creyendo en que así será, y vibrando en baja frecuencia –miedo- no nos hará daño. Escuchemos a Albert Einstein, teósofo y Premio Nobel de Física: “En la Alegría, Serás Imbatible”. Ojalá y me hubiese dado cuenta de esto mucho antes en mi vida.


Naturalmente, el conocimiento que el ser humano tiene una naturaleza espiritual, trascendente, de Dios Creador y con la cual podemos conectar, es correcta en mi opinión. Más hay otra parte con la cual en mi experiencia es más útil conectar. No más agradable, más si más útil. Que es conectar con “nuestros demonios” por nombrarlos de alguna manera.


Permíteme volver a Delfos para explicarme. “Hombre, Conócete a Ti Mismo”. Carl Gustav Jung: “Prefiero ser un hombre completo que un hombre bueno”, dijo –entiendo se refiere a no ignorar sus demonios internos-. No puede ser que los dioses olímpicos estuviesen equivocados y así también el genio de Jung. Miremos con detenimiento estas dos ideas y permitámonos dudar por un momento.


Más allá de nuestra componente espiritual, también es conocido en el psicoanálisis que tenemos un ego, un yo, que es un conjunto de programaciones automáticas con las que fuimos diseñados durante los primeros 6-7 años de vida. Algunas de estas informaciones que recibimos nos ayudan a alcanzar lo que deseamos, más otras nos obstaculizan el logro de nuestros deseos. Todo ego tiene un punto “de falla”. Es decir, como un programa informático que se cuelga cuando no tiene respuesta frente a algo. Nadie nace completo. Ni tu ni yo. Lo puedes llamar defecto si te gusta la palabra. Más no nacemos en realidad con muchas fallas, sino que todas esas muchas fallas que vemos en realidad son formas que toma la misma falla raíz.


Un Camino del Despertar de la Conciencia, es, básicamente, un Camino de Transformación Personal por medio del Autoconocimiento.


Allí regreso a Delfos otra vez. Conocerte a Ti Mismo lo entiendo como conocer cuál es esa falla raíz en cada uno de nosotros, de forma que, por medio de las herramientas que Brinda la Enseñanza Hermética, podamos darle respuesta y que no nos haga de obstáculo para alcanzar lo que deseamos, y allí habremos realizado un Camino de Transformación Personal: ya no seremos el mismo que no era consciente de su falla. Aunque cuidado, tu ego es muy astuto. Nunca podrás ver tu propia falla: ésta siempre la ven los demás. Y tiene muchas estrategias para engañarte. ¡Muchas!


Pero existen herramientas que nos pueden ahorrar mucho camino en nuestro autodescubrimiento, en cierta forma son “los demás” los que se dan cuenta. Se trata de un Camino de Autoconocimiento, por medio de tres fabulosas herramientas: la Astrología, el Tarot y la Numerología.

Por medio de la Astrología, interpretada desde esta Visión Iniciática, podemos encontrar un nivel de detalle precioso acerca de nosotros mismos. ¡Si pudiese explicarte cuanto cambió mi vida para bien cuando estudié Astrología allá por 1.994! ¡La decisión más importante y favorable que he tomado! Cuál es nuestro auténtico Ser, cómo opera nuestro yo, nuestro mundo emocional, nuestra forma de pensar, comunicarnos y nuestros patrones mentales, el mundo de nuestros afectos, nuestro guerrero y cómo actúa, nuestros pasos Ante El Crecimiento, nuestras formas de falla y nuestras debilidades, nuestra actitud frente a lo nuevo, nuestra relación con el Inconsciente Colectivo, nuestra misión a la que vinimos encarnando aquí, nuestro contacto con la Fuente, nuestros valores y en consecuencia nuestros medios económicos, nuestra zona de confort, nuestra relación con los programas familiares y transgeneracional –los consteladores familiares y terapeutas del árbol transgeneracional conseguirán aquí una mina de oro con toda seguridad-, nuestra salud y actividad laboral, cómo nos relacionamos con el otro, nuestra sombra, nuestra postura frente a lo que implique trascender, nuestro rol social, quienes nos apoyan y cómo son, y para que seguir, creo que con esta lista logro establecer el punto.


Por supuesto que todo problema tiene tácita la solución, por lo que en esto se enfoca el estudio de los aspectos difíciles de nuestra carta natal, lo que conlleva a conocer la direccionalidad que nos conviene más ante una situación de tensión astrológica.


En cuanto al Tarot, ya Jung habló extensamente del tema, lo consideraba una colección de Arquetipos invalorable del Inconsciente Colectivo. Nos permite entrar en nuestro mundo subconsciente e inconsciente para desocultar aquello que nos hace de traba ante una situación, y además, cómo darle una respuesta para obtener lo que deseamos. Lo que lo convierte, usado desde esta perspectiva, en una herramienta Iniciática. Consulta tras consulta, nunca dejo de maravillarme –como el niño que juega- la exactitud con la que conozco la raíz de las problemáticas de mis clientes.


Claro, también observamos, a través de los arcanos menores, el mundo inconsciente personal de quien consultamos.


Es una herramienta extremadamente flexible que te permite ser creativo y utilizar modelos de lectura que se adaptan a cada situación, dejar fluir la intuición y que se basa, según Jung, en el Principio de Sincronicidad.

Ya desde la época de Pitágoras, los griegos sabían de la importancia que juegan en nuestra vida los números. De hecho, Pitágoras no fue solamente un geómetra o matemático, sino que asistió a las Antiguas Escuelas de Misterio de Egipto, fue un Maestro de Iniciación, con lo cual fundó su propia escuela, la Escuela Pitagórica, donde uno de los temas de enseñanza fue, por supuesto, la Numerología, disciplina de conocimiento la cual estudia la relación energética que existe en los números y cómo nos muestran aspectos de nosotros mismos en nuestros nombres, apellidos y fecha de nacimiento, que, desde su punto de vista, no son más que un código numerológico encriptado.


Cuestiones como nuestro ser íntimo, en qué consiste el legado de nuestra familia, nuestra naturaleza interna y externa, nuestra personalidad o yo, nuestras zonas de falla, nuestra misión que vinimos a realizar aquí, nuestro camino hacia la madurez, y nuestros ciclos de vida de largo plazo, mediano y corto plazo. Otra Excelentísima herramienta de Autoconocimiento.


Y cuando ya hayamos estudiado estas tres disciplinas, y nos hayamos conocido en planos bastante detallados, y tenemos instalada ya la costumbre de enfocarnos en cómo dar respuesta a una situación –que todas, absolutamente todas, las creamos nosotros mismos, sea conscientemente o inconscientemente-, el ingreso a una Escuela de Hermetismo o Iniciática no comienza en cero, sino por el contrario, en un punto de Autoconocimiento que nos permite anudar los Aportes que allí te Realizan los Aliados con esta información que aprendimos de nosotros mismos.


¿Te Gustaría aprender una o varias de estas herramientas? ¡No dudes! –la duda acerca del crecimiento personal siempre la siembra nuestro yo!- ¡Ponte en contacto conmigo que recién estoy iniciando y por iniciar a Brindar clases de las tres Formaciones!


Y si te ha Gustado este artículo, ¡puedes ver y escuchar mi más reciente producción para La Caja de Pandora acerca de este tema!



Juan Carlos Pons López

Lic. Ms. en Matemáticas-Astrólogo-Tarotista-Numerólogo


http://academiajupiterhermetica.blogspot.com/

www.facebook.com/juancarlos.pons.31

academiajupiter2015@gmail.com


48 vistas0 comentarios