También Puedes hacer

cristian-zeballos-coaching-empresarial-0
  • Leonardo Martín Brito

Tercer Ojo: Activa Tu Visión Interior

Dependiendo de cuál sea la traducción de Mateo 6:22, Jesús dice algo así como lo siguiente:

“Si tu ojo ve con claridad, todo tu cuerpo estará lleno de luz".

Si tomamos la palabra del Gran Maestro Jesús muy probablemente en ese pasaje bíblico estaba haciendo alusión a un órgano muy particular y misterioso que poseemos los seres humanos; me estoy refiriendo a la glándula pineal.

Según estudios recientemente realizados por la neurociencia, parece ser que la glándula pineal se activa cuando se logra conectar con el campo unificado, lo cual provoca que el cuerpo se encienda emanando una mayor luz y energía.

Cuando la glándula pineal se activa funciona como una pequeña antena en el cerebro, y cuanto más alta sea la frecuencia que capta, mayor energía aplica a la transformación de una hormona llamada melatonina.

Como consecuencia de esas transformaciones químicas se logra acceder a experiencias muy diferentes a las que se acceden en estados ordinarios de consciencia.

Para que lo comprendas mejor lo anterior implicaría que mientras más alta sea la frecuencia que se logre alcanzar a través de la activación de la glándula pineal, la sensación será la de haber apagado un televisor de los años 60' para encontrarte dentro de una experiencia 3D, en 360° y con sonido envolvente.

Muchas Tradiciones esotéricas y Escuelas Místicas antiguas conocían el poder de la glándula pineal.

Los antiguos griegos creían que era la responsable de la conexión con el reino de los pensamientos. Por su parte Buda la llamó “El símbolo del Despertar Espiritual”.

En el hinduismo la glándula pineal está asociada al tercer ojo, símbolo de intuición y la clarividencia, mientras muchas civilizaciones antiguas la señalaron en creaciones artísticas, como dibujos y monumentos, en los que dejaban claro su conocimiento sobre la maravillosa glándula.

Es importante considerar que el cerebro sólo logra ver algo igual a lo que se encuentra conectado, utilizando los patrones preexistentes para conectarse con su entorno. Por lo tanto no se percibe la realidad correctamente, sino que se percibe algo en lo externo cuando se reconocen los patrones similares que se encuentran en el cerebro.

En otras palabras y para que resulte de fácil comprensión: No vemos las cosas como son, sino que las vemos como somos cada uno de nosotros.

Es por esa razón que se pasa la mayor parte de la vida poniendo la atención en cuestiones materiales de la realidad tridimensional, percibimos personas, objetos, lugares, mientras que nuestros sentidos no conectan con la realidad tridimensional.

Así que todo lo que conocemos está conectado al neo-córtex pensante.

La neurociencia reconoce actualmente la existencia de cuatro estados de consciencia:

1. Vigilia

2. Estado de sueño o el dormir

3. Sueño profundo, que es el estado en el cual soñamos

4. Místico o Trascendental

Durante los años más recientes la neurociencia se ha abocado al estudio del Estado Místico o Trascendental, logrando a través de ciertas prácticas la inducción al mencionado estado.

Fue así como descubrieron que cuando la glándula pineal se activa en el cerebro, el sistema límbico se mueve a muy altas frecuencias y por ese motivo la persona que contacta con ese estado tiene una experiencia sensorial completa, pero paradójicamente la alcanza sin utilizar alguno de sus cinco sentidos.

Esto quiere decir que lo que esté sucediendo dentro de la mente es mucho más real que cualquier otra cosa que pueda haberse experimentado antes.

Quienes han logrado tener esa experiencia lo describen como un momento profundo en el cual se siente un amor muy profundo e intenso que promueve a enfocar toda la atención en las imágenes internas.

Esto quiere decir que mientras más fuerte es la emoción que se logra sentir como consecuencia de esa experiencia interna; la cantidad de amor, gratitud y alegría que se siente, conduce a prestar aún más atención a las imágenes mentales que se perciben.

Cuando ese proceso sucede se empiezan a conectar nuevos circuitos en el cerebro, lo cual implica que cuando la persona retoma la plena conexión con sus cinco sentidos, desde ese momento es capaz de percibir un espectro más amplio que la realidad que se percibía anteriormente.

En pocas palabras, se comenzarán a ver cosas que siempre han existido, pero que antes no se percibían porque no había patrones en el cerebro que coincidieran con tales percepciones.

Así que cuando se activa la glándula pineal, la cual actúa como un receptor de radio, activa ciertos cristales que se encuentran en el cerebro y el mismo comienza a brillar.

Cuando se logra ese tipo de experiencias, una persona es capaz de sintonizar con la energía y la frecuencia correspondiente para saber cómo bloquear las programaciones y desactivar el banco de memoria del mundo conocido hasta ese momento.

Cuando eso sucede la pequeña y mágica glándula pineal puede conectarse a una frecuencia que transporta información, fenómeno al cual la neurociencia denomina como "transducción".

Eso significa que, tal como mencioné anteriormente, la glándula pineal se transforma en una especie de antena de radio o televisión que convierte esas frecuencias en imágenes profundas, las cuales son incomparables con cualquier cosa que se haya percibido anteriormente y que se encuentran más allá de la escala de lo conocido.

Y esa es la razón por la que cuando la persona sale de la Experiencia Mística y retoma el contacto con sus cinco sentidos percibirá un espectro más amplio de la realidad que el que antes tenía.

Según parece, cuando accedemos a ese estado Místico de Consciencia y activamos la glándula pineal, ese pequeño órgano logra conectar con cierta información que proviene directamente de la Fuente, y que al desacelerarse se transforma en patrones, los cuales son tomados por la glándula pineal y transformados en imágenes profundas.

Y algo sumamente curioso, fundamentalmente para quienes seguimos el Camino de la Enseñanza Hermética y nos Dirigimos a Encarnar la Coherencia en nuestras vidas, mientras mayor sea la coherencia entre el cerebro y el corazón, mayor será nuestra capacidad para decodificar Esa Información.

Sería algo así como una señal de wifi que puede conectarnos con la información que existe en un Mundo Sutil, pero que resulta imposible conectar si no consideras dicho mundo o si eres incoherente.

Por lo tanto, mientras más Coherencia y Orden alcances en tu vida, mayor será tu conexión con Esa Información. Y esa es la Fórmula para que conectes con un Mundo Sutil Maravilloso, Misterioso y Mágico.


Si te interesan las temáticas que desarrollo en mis artículos y deseas mantener conmigo Consultas de Psicoterapia Transpersonal Iniciática de forma on-line, desde cualquier lugar del mundo donde tú te encuentres, te invito a que me envíes un mail a la siguiente casilla de correo electrónico: psicotrans@hotmail.com

Leonardo Martín Brito

Lic. en Psicología


Psicología Transpersonal

Psicoterapia Iniciática

Coaching Ontológico

Autoconocimiento y Desarrollo de la Consciencia

Facebook: Leonardo Martín Brito

Sesiones on-line vía Skype

Contacto: psicotrans@hotmail.com

También Puedes

cristian-zeballos-coaching-empresarial-0

Suscribete al Boletín Semanal

© TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. CRISTIAN ZEBALLOS